¿Cómo saber si tengo deficiencia mineral?

¿Qué es una deficiencia mineral?

Los minerales son necesarios para el correcto funcionamiento del organismo. La deficiencia ocurre cuando su cuerpo no consume o no absorbe correctamente las cantidades de minerales necesarias mediante su alimentación.

Las necesidades diarias de minerales están dadas según la edad,  el estado o  la condición de salud en la persona.

Estos pueden obtenerse de manera saludable, principalmente de los alimentos que consumimos a diario, o de suplementos o complementos alimenticios.

Las deficiencias de minerales a causa de enfermedades, inadecuada mal absorción o alimentación inadecuada,  pueden conducir a una variedad de problemas de salud, como huesos débiles, fatiga o disminución del sistema inmune.

¿Qué tipos de deficiencia mineral hay?

Hay cinco categorías principales de deficiencia mineral: calcio, hierro, magnesio, potasio y zinc.

  • Deficiencia de calcio

El calcio es un mineral necesario para la formación de huesos, dientes, esta relacionada con la función de los vasos sanguíneos, contracción músculos, impulsos nerviosos  y  función hormonal.

Algunos  alimentos con mayor contenido de calcio son la leche, yogurt, queso, el ñame, calabaza,  huevo, tofu, la col china, col rizada, pescado entero, brocolí.

Con el tiempo la falta de calcio en nuestro organismo podría llegar a casos  graves como osteopenia u osteoporosis, a causa de la Baja densidad del mineral óseo, enfermedad que puede causar fracturas óseas graves, sobre todo en personas de edad avanzada.

Su deficiencia puede estar relacionada por el consumo de algunos medicamentos (como diuréticos), cirugía para extirpar el estómago o insuficiencia renal.

Los síntomas de una deficiencia severa incluyen:

  • calambres de los músculos
  • entumecimiento
  • hormigueo en los dedos
  • fatiga
  • poco apetito
  • ritmos cardíacos irregulares
  • Deficiencia de hierro

La deficiencia de hierro es una enfermedad común, que esta dada como causa principal por el bajo o nulo o consumo de alimentos con alto contenido de hierro, una dieta deficiente en este mineral podría causarnos este tipo de inconvenientes, y de ser recurrente puede conducirnos a mantener nuestro estado de salud muy deteriorado.

Persona que lo padecen pueden sufrir de somnolencia continua, cansancio físico, dolor de cabeza, malestar general, frialdad en manos y pies, dolor de pecho, latidos rápidos del corazón con dificultad para respirar, piel pálida, fatiga, uñas quebradizas,  inflamación de la lengua, preferencias por el consumo de hielo, tierra o almidón,  y en casos graves mareos.

La hemoglobina o glóbulos rojos son los encargados de transportar el oxigeno al cuerpo, cuando esta falla puede existir problemas de salud como cardiovasculares, o presencia de infartos cardíacos, en mujeres embarazadas partos prematuros, problemas de crecimiento en niños, y riesgo mayor a adquirir infecciones.

Los alimentos que la contienen en mayor cantidad son las vísceras, carnes magras, verduras como la remolacha, la espinaca,  o algunas verduras de color verde, frutas como la mora, leguminosas como el fréjol, lentejas y ajo.

  • Deficiencia de magnesio

El magnesio es un mineral que esta relacionado con funciones orgánicas como  la regulación hormonal, función cardiovascular, soporte en el sistema inmunitario, contracciones musculares, interviene en la síntesis de proteína, como activado de numerosas enzimas,  y fortalecimiento de los huesos.

El cuerpo necesita magnesio para cientos de reacciones químicas. Estos incluyen respuestas que controlan los niveles de glucosa en sangre y la presión arterial.

Buenas fuentes de magnesio incluyen:

  • legumbres
  • nueces
  • semillas
  • granos enteros
  • vegetales de hoja verde, como la espinaca

La deficiencia de magnesio es poco común en personas sanas. Los riñones pueden evitar que el magnesio salga del cuerpo a través de la orina. Aún así, ciertos medicamentos y condiciones de salud crónicas como el alcoholismo pueden causar deficiencia de magnesio.

Los primeros signos de deficiencia de magnesio incluyen:

  • fatiga
  • debilidad
  • pérdida de apetito
  • náusea
  • vómitos

La deficiencia de magnesio puede provocar los siguientes síntomas si no se trata:

  • entumecimiento
  • estremecimiento
  • calambres musculares
  • convulsiones
  • ritmos anormales del corazón
  • Deficiencia de potasio

la deficiencia de potasio es de cuidado, el  potasio es un mineral que funciona como un electrolito. sus funciones orgánicas van ligadas a la contracción muscular, función del corazón, participa en el equilibrio osmótico, hace parte de los huesos, participa en la producción de proteínas a partir de los carbohidratos, y transmisiones nerviosas.

Algunas de las fuentes de potasio son las frutas y verduras,verduras de hojas verdes, papa, la naranja, el plátano, el banano, aguacate,  ciruelas y nueces.

La causa más común de deficiencia de potasio es la pérdida excesiva de líquidos. Los ejemplos pueden incluir vómitos prolongados, enfermedad renal o el uso de ciertos medicamentos, como diuréticos.

Los síntomas de la deficiencia de potasio incluyen calambres musculares o trastornos neuromusculares, taquicardia, vómito,  sed, nivel bajo de la presión arterial,  y debilidad. Otros síntomas aparecen como estreñimiento, hinchazón o dolor abdominal causado por la parálisis de los intestinos.

La deficiencia grave de potasio puede causar parálisis de los músculos o ritmos cardíacos irregulares que pueden conducir a la muerte.

  • Deficiencia de zinc

El zinc desempeña un papel en muchos aspectos del metabolismo del cuerpo.

Éstas incluyen:

  • síntesis de proteínas
  • interviene en el buen funcionamiento del olfato y gusto
  • activa cierta hormonas
  • interviene en el mantenimiento y estructura celular
  • Interviene en la síntesis de ADN Y ARN
  • función del sistema inmune
  • cicatrización de la herida

También es importante para un crecimiento y desarrollo adecuados durante el embarazo, la infancia y la adolescencia. El zinc se encuentra en productos de origen animal como las ostras, la carne roja y las aves de corral.

Otras buenas fuentes de zinc incluyen:

  • frijoles
  • nueces
  • granos enteros
  • productos lácteos
  • hígado
  • pescado
  • huevo
  • ostras
  • frutos secos

La deficiencia de zinc puede causar pérdida de apetito, hipogonadismo, disminución de la función del sistema inmune dermatitis, en casos graves diarreas, perdida cabello, alteración del crecimiento, cansancio o anemia, baja cicatrización

¿Qué causa la deficiencia mineral?

La primera es el escaso o poco consumo de los minerales contenido en la alimentación.

Restricciones alimentarias como dietas veganas o vegetarianas

Inadecuada mezcla de alimentos

La mala absorción de nutrientes

consumo de algunos medicamentos

enfermedades

¿Cómo se diagnostica una deficiencia de minerales?

Su médico mediante exámenes físico, sintomatológias  y examen de laboratorio  podrá detectar si sufre o no una deficiencia específica en algún nutriente.

  • historial médico, incluidos los síntomas y los antecedentes familiares de enfermedades
  • examen físico
  • revisión de su dieta y hábitos alimenticios
  • análisis de sangre de rutina, como hemograma completo (CBC) y una medición de electrolitos (minerales) en la sangre
  • otras pruebas para identificar otras condiciones subyacentes

¿Cómo se trata una deficiencia mineral?

1.Es importante que se realice un cambio en los hábitos alimentarios en la persona afectada.

2.El médico determinará la suplementación de minerales de acuerdo a los resultados de los exámenes de laboratorio

Cambios dietéticos

Es posible que lo remitan a un dietista registrado si su deficiencia es más grave. Te ayudarán a modificar tus hábitos alimenticios. Esto incluirá pautas sobre cómo comer una dieta bien balanceada rica en frutas, verduras y granos integrales.

El dietista también puede pedirle que lleve un diario de alimentos para rastrear qué alimentos está comiendo y su progreso.

Suplementos

Ciertas deficiencias minerales no pueden tratarse solo con la dieta. Es posible que deba tomar un suplemento multivitamínico o mineral.

Estos pueden tomarse solos o con otros suplementos que ayudan al cuerpo a absorber o usar el mineral. La vitamina D, por ejemplo, generalmente se toma junto con el calcio.

Su proveedor de atención médica o nutricionista decidirá qué cantidad y con qué frecuencia debe tomar suplementos. Es importante seguir las instrucciones de su proveedor porque la ingesta excesiva de ciertos suplementos puede ser perjudicial.

Tratamiento de emergencia

La hospitalización puede ser requerida en casos muy severos de deficiencia mineral. Los minerales y otros nutrientes se pueden administrar por vía intravenosa.

El tratamiento puede requerirse una o más veces al día durante varios días. Este tipo de tratamiento puede tener efectos secundarios, como fiebre o escalofríos, hinchazón de las manos o los pies, o cambios en los latidos del corazón.

Su proveedor de atención médica le realizará análisis de sangre adicionales para determinar si el tratamiento fue exitoso.

¿Cómo saber si tengo deficiencia mineral?
5 (100%) 1 vote

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *