Remedios caseros naturales para la piel seca en la cara y el cuerpo

El cuidado de la piel es esencial, consideraría que es el reflejo de nuestra salud.

Un piel bien nutrida y de buen aspecto, es  sinónimo de buena buena alimentación, y de un estilo de vida saludable.

El practicar ejercicio, nos ayuda a la liberación de tóxinas en nuestro  cuerpo, y una adecuada alimentación nos ayuda a la correcta regeneración celular, lo que combinado haría el mejor remedio natural existente para este tipo de casos.

Se bien que la gente prefiere lo rápido, y lo que no les genere inversión de tiempo y esfuerzo, a causa de la  vida tan agitada que llevamos y de los múltiples  compromiso que nos genera el día a día, pero aún así, me atrevo a compartirle los secretos para una piel envidiable. Lo primero que deberás tener es paciencia, cultivar la paciencia es algo con lo que no todos contamos, pero que a la larga es muy beneficiosa.

Aspectos a tener en cuenta

1. Conócete a ti mismo:

Si conoces como es en realidad tu piel podrás encontrar la mascarilla natural perfecta para tu tipo  piel, no todas las pieles son iguales ni reaccionan de la misma manera, por esta razón será mejor que pruebes la que mejor te resulte.

Si tienes un tipo de piel grasa, evita el utilizar productos hidratantes para tu piel, esta solo necesitará productos astringentes y de manejo especial para este tipo de piel.

Por ejemplo, prueba con utilizar el limón mezclado con leche, este hace un suave equilibrio entre lo astringente y lo nutritivo, permitiendo que tu piel disminuya la grasa.

Otra, es lavar dos veces tu piel, al levantarse y al acostarte, desmaquillate, y limpia tu piel  y utiliza un poco de crema hidratante para piel grasa.

Si por el contrario es seca, utiliza productos para hidratación como la avena y la miel, es un excelente exfoliante e hidratante.

Muchas veces las pieles grasas son el resultado de una falta de limpieza profunda, has tu limpieza profunda por semana esto te ayudará a manejar el exceso de grasa.

*Nunca utilices productos del cuerpo para la piel del rostro.

2. Formar un hábito

El formarse un hábito diario, o de rutina para el cuidado de tu piel, no es fácil cuando no lo has tenido nunca. Lo importante es empezar a tenerlo y mantenerse en el tiempo.

Diariamente cuando te levantes lava tu rosto, y coloca una crema nutritiva para tu tipo de piel o un bloqueador antes del maquillaje, una vez en la noche lava, desmaquilla, limpia y aplica una hidratante para la noche, estas cremas tienen un efecto diferentes a las utilizadas durante el día.

El hacer esto todos los días garantiza que tu piel tome con el tiempo el rejuvenecimiento e hidratación que necesita.

3. Cuidado de los ojos, áreas de la piel del cuello

Los productos para el cuidado de estas zonas es diferente, opta por utilizar productos para cada área de tu rostro, pues la piel de estas áreas es muy sensible y es más delgada que la piel del cuerpo.

4. No utilices productos químicos sin discriminación

Nuestro cuerpo no fue diseñado para utilizar productos químicos que mejoren su apariencia, en la naturaleza tenemos todo lo necesario para mantener nuestra piel a la perfección.

Existen muchos productos naturales que dan fe de esto, y que son efectivos para generar la piel que soñamos, solo hay que ser paciencia  y esperar.

Además son productos que no son costosos y tienen la ventaja de ofrecer el mejor beneficio. Y si a esto le agregamos el hecho el tener una sana y balanceada alimentación, podremos lograr vernos y sentirnos tan joven como queramos.

Si has de utilizarlos recuerda solicitar a tu farmacéutica uno que se adapte a tu tipo de piel.

5. Mantén el ambiente húmedo y alejado de la sequedad

Cuando tu piel es seca o extremadamente seca, lo ideal es mantenerla alejados de ambientes secos, si tu hogar es de estos, utiliza un humificador que pueda lograr mantener tu piel hidratada y libre de la resequedad.

Si tu piel es extremadamente seca utiliza todos los días al levantarte mascarilla de papaya y miel.

6. No utilice productos abrasivos

Su piel del rostro es muy delicada, en lo posible trate de no utilizar jabones abrasivos para el cuerpo como lo es los jabones de lavar la ropa, muchos creen que estos ayudan a evitar la grasa, pero por el contrarío empeoran la situación. Busque productos elaborados para tal fin y con el  Ph adecuado para su tipo de piel.

7. Exfoliación natural

Tu piel en general necesita de una buena exfoliación, la acumulación de celular muertas en la piel puede hacer que se vea  sin vida, brillo o seca, por esto el realizar esta procedimiento por lo menos de manera semanal te hará lucir más joven y bella.

Para esto puedes utilizar el azúcar que normalmente utilizas para cocinar, combínala con aceite de oliva y aplícalo en tu piel con movimientos circulares y suaves, si deseas agrega jugo de limón , verás como dejas tu piel.

8. Aprende a alimentarte

Siempre es mejor tener buenos hábitos alimenticios y lleva una vida saludable.

Es importante consumir entre 4-5 porciones de frutas al día y de 3-4 porciones de verduras al día, el  tener un consumo regular de pescado( por su alto contenido en omega 3),  y un menor consumo de carnes rojas( las cuales podrías consumirlas solo una vez por semana), al  igual que el consumo de aguacate, frutos secos, huevos  y en especial aceite de oliva te servirán para mejorar , no solo el estado de tu piel, si no también el de tu salud.

Una buena fuente de vitaminas como las del complejo B, Vitamina C, A y E,  y Selenio, ayudarán a tu piel a verse mucho mejor.

No olvides el consumo suficiente de agua al día, 8 vasos sería la opción perfecta.

Remedios caseros naturales para la piel seca en la cara y el cuerpo
Calificar este articulo:

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *